Seleccionar página

Afecto virtual

Una pandemia de valores, una situación de esfuerzos, pero esta vez no eran físicos como veníamos acostumbrados, ahora íbamos a poner a prueba nuestro instinto más psicológico.

Es ahora 14 de mayo, martes, y me encuentro escribiendo estas líneas de mi historia añorando todo lo que esta situación me está dejando de ganar, y no hablo de ganancia material, sino detalles emocionales tan simples que en circunstancias normales te tacharían de loco.

Dedicarte al Marketing Digital en este momento es una suerte, mi trabajo no se ha visto afectado y cuento con un volumen de trabajo muy alto, me siento afortunado y por ello gracias, pero… ¿Y el resto?

El resto son esos detalles de los que hablaba que este COVID-19 me está quitando: un abrazo, unas risas, un paseo de un atardecer primaveral, deporte en un lugar acondicionado, hacer fotografía… y por suerte, teniendo en cuenta lo jodido de este panorama, tengo a todos mis seres queridos y allegados en perfectas condiciones junto a mi.

Y es que ya no sé si son 4 o 5 semanas, lo que si sé es que en el momento que se estabilice la situación, correré a abrazar, a reír, a disfrutar de lo que cada día tengo y que por la vorágine diaria ves como normal.

Hoy me alegro de muchas cosas que tengo, cosas que esta pandemia tan cruel y despiadada me ha hecho valorar a fuerza de dolor, de la privacidad de los básicos, pero saldremos y lo haremos como siempre, con la cabeza alta.

Mi enorme agradecimiento a l@s que nos cuidan, ellos sí que se merecen un día al año que conmemore su realidad de comienzos de 2020.

Colabora con nosotros

Buscamos personas o empresas que deseen aportar su granito de arena. Descubre como puedes ayudar en:

Síguenos en las redes sociales …